suscríbete gratis

Me quejo el último día de Junio💋 

Quizás muchos os estáis preguntando la razón por la que escribo este tipo de contenido. Quizás no estáis de acuerdo. Quizás no lo entendéis. En realidad, ya me han dicho que no traerá nada bueno. Me han dicho que pare, no me importa. Estoy dibujando la vida que quiero. Defiendo lo que creo correcto. Vivo de mis pasiones. Soy real. Los que critican esto (o critican TODO en general) no tienen la vida de sus sueños, si la tuvieran, irradiarían otro tipo de energía. 🦠 

Voy a tratar de expresar un poco la razón de todo, pese a que ya lo resumí en mis primeros BLOGS. La razón es simple: soy libre. 

Okay, voy a esforzarme un poco más en responder a esta pregunta. 😂

Todo lo que escribo y escribiré (aparte de otros proyectos que estamos preparando aún) lo hago y lo haré porque creo que es lo correcto. Porque soy fiel a mí. Porque quiero luchar por esto. Porque no quiero que nadie esté manipulado ni sufra. Me da igual si las personas “cristianas” no se sienten identificadas. Los que no se sienten identificados ¡me parece perfecto! Lo que hago no es un ataque hacia nadie, es la realidad, es la vida, es la iglesia. Todo lo que hablo, escribo y haré, es porque busco un cambio hacia mejor. Si me equivoco, no me importa, aprenderé mientras lucho por mis ideales. ¿Tú estás haciendo algo? Creo que todo es demasiado superficial, poco real y poco honesto. Creo que pocos luchan por sus ideas, pocos aman de verdad y pocos son capaces de mantener una mente abierta ante las situaciones de la vida. Yo no voy a estar en ninguno de esos grupos. 🙄

Me quejo, sí. Me quejo mientras escribo esto también. Me quejo y me quejo de los cristianos que creen que merecen más que los demás, más que el resto del mundo. Creen que son tan buenos creyentes que pueden exigir de la vida, y de Dios, milagros y privilegios que otras personas no tienen tan merecido como ellos. Pero la realidad, es que no hacen nada por ellos mismos, por lo que les rodea, por la sociedad, por LA VIDA. No merecen más que nadie. Solo quisiera que supieran y creyeran de verdad que todos somos iguales.

Me quejo de cualquier persona que se vea superior y desprecie a otros. ¿Sabes? Obviamente si yo soy una persona que hace deporte tendré buen cuerpo, ¿que quiero decir? Que claro que somos diferentes, y claro que hay personas con mejores vidas y mejores resultados que otras. Eso se debe a que están tomando acción y responsabilidad para llegar a la vida que quieren. Pero te aseguro, que mientras hacen eso, las verdaderas personas sanas, NO desprecian a los que no tienen esos resultados, más bien comparten experiencias y conocimientos, para que todos puedan alcanzarlos (si tienen interés), y respetan a los que piensan diferente.

Luego, están otro tipo de personas, las que SÍ se ven superiores, pero es debido a lo vacías que están. No hacen ni mierda por nada ni nadie, por eso es que piensan, actúan y son así. Por eso no inspiran a otros a tener sueños, se los aplastan por sentirse amenazados. 

Antes sufría bastante cuando se burlaban de mí respecto a aspectos de mi vida, a lo que decido, pienso o soy. Antes era menos madura, antes me faltaba mucho por aprender. Ahora, sin entrar en muchos detalles, me doy cuenta que esas personas lo hacían porque se sentían inferior a mí, ¡por eso me trataban así! 😂 Tardé en verlo, y quizás suene a creída, no lo soy, es simplemente una verdad. Nadie que es pleno, feliz, y sabe de respeto y de amor, desprecia a otras personas, ni siquiera si son diferentes a ellas. Cuando una persona es infeliz, insegura, cuando se siente de poco valor o no se conoce a sí misma, tiende a atacar y a odiar a quien considera superior. En realidad, nadie es superior a nadie, simplemente tienes la vida que tu decides tener, si te amas y te valoras tu vida será mucho mejor. Igual que si eres disciplinado. Igual que si decides amar, ver a las otras personas como seres únicos, en vez de como competencia y amenaza. Entonces, ya no sufro, solo pienso “Wow, esta persona no está bien por dentro, en realidad, nada es contra mí” No siento nada feo que pueda ofenderme, angustiarme o cambiarme. Son ellas, las personas, las que deben arreglarse por dentro. 

Sí, sufrí. Me hacía sentir insegura yo misma, me cuestionaba si soy demasiado buena, inocente, loca… Recuerdo que preguntaba a mi hermana todo el tiempo como ella me ve o si hay algo que debo cambiar. ¡Todo me hacía más daño de lo normal! No recuerdo si he dicho esto en algún Blog anterior, pero antes pensaba que hay algo que debo cambiar en mí, algún mal patrón que estoy repitiendo sin darme cuenta, estaba obsesionada con eso, y ¿sabéis por qué? Porque hubo muchos que empezaron siendo mis amigos, de hecho ellos buscaban bastante serlo, para que después, poco a poco, empezaran literalmente a meterse con todo lo que hago, a burlarse de mí en público, a traicionarme por la espalda, y a contar verdades y, sobretodo, mentiras mías. 

Nunca entendí qué pasaba, porque juro que pasó demasiadas veces. ¿Por qué eran mis amigos y después de un tiempo empezaban con fuertes burlas? ¿Estaba haciendo algo mal yo? ¿Por qué se repetía tanto esas situaciones en mi vida? ¿Le empezaba a caer mal a la gente, pero aún así querían mantenerme cerca a toda costa? Lo peor, es que si me alejaba ¡ellos insistían en acercarse! Como dije, empecé a ver que estas situaciones se repetían mucho en mi vida, pensaba que estoy fallando en el sentido de abrirme demasiado, de permitir demasiado, de ser demasiado buena, quizás pensaban que soy demasiado inocente o demasiado ¿falsa?, ¿quizás era porque no me defendía nunca y eso les llevaba a pensar que pueden hacer, y decir, lo que sea? ¡No lo sé! 

Estoy compartiendo esto para dejarte saber, que si estás pasando por algo similar, no es tu culpa. Tampoco es culpa de ellos. En tu corazón nunca eches la culpa a nadie, piensa que estas personas admiran algo de tí, aunque sea algo pequeño. Están vacías, no son felices. No tienen propósitos, metas, respeto ni amor. Ellas eligen su propio camino. 

No voy a poner tu nombre, pero querido, ya eres menos por creerte más. Ya eres menos por pensar como piensas. Ya eres menos por menospreciar a otros. Ya eres menos por hablar de la vida de los demás. Ya eres menos por poder burlarte de alguien, mientras le miras a los ojos. Ya eres menos por no hacer nada por tí, ni por lo que te rodea. 🤍 🖤 💌 😈

Conocí a personas verdaderamente reales y honestas. Ellas me hicieron abrir los ojos. Ese patrón nunca más se repitió en mi vida, desde que sé, que la culpable de los vacíos de otros, no soy yo. Desde que tomé acción. Desde que me fuí de los lugares donde no me respetan. Desde que elegí bien a mis amigos. Desde que vivo como quiero. Desde que decidí que nadie me va a quitar mi luz, ni mi locura. 

Las personas correctas nunca te harán sentir menos, nunca se burlaran de ti. Te amarán, te respetarán y apoyarán cualquier idea loca. 

Ahora, puedo ser yo misma sabiendo que no tengo personas envidiosas, egoístas ni vacías en mi grupo cercano. Y sí vuelvo a encontrarme en esa situación, parto desde otro lugar, ahora es muy fácil decir adiós a cualquier persona, o situación que no sea sana ni buena. Tú debes hacer lo mismo.

Sin duda, cada persona es única y estaré para cualquiera que me pida o que esté en mis manos ayudar. Amo a las personas. Pero eso ya no significa que cualquiera estará en mi grupo cercano celebrando mi vida o mis logros. Ya no permitiré lo que un día permití. Ahora, no voy a callar porque mi vida está en riesgo.

Espero que pueda transmitir un poco de todo lo que soy, pienso y de todo lo que he aprendido de personas grandes. No dudes en escribirme lo que sea. También gracias a todos los mensajes y correos que me habéis mandado, sean buenos o malos, los recibo y los leo con cariño. 

¡Si quieres que hable de algún tema en concreto, puedes mandarme un mensaje! 

Nos vemos en el próximo y calentito BLOG.  💌 

Subscribete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver otros comentarios
0